Los 8 hábitos que las personas exitosas no negocian.

Los 8 hábitos que las personas exitosas no negocian.

Marie Forleo una vez preguntó: ¿Cómo te comportarías si fueras el mejor del mundo en lo que te dedicas a hacer?

Después de escuchar esa pregunta, lo primero que hice fue sacar a mis perros a correr, porque sé que los hábitos y las actitudes del verdadero éxito requieren de un fuerte compromiso del cuidado personal. Ya sabes lo que necesitas para llegar al éxito, pero la pregunta del millón es la siguiente: ¿Cuándo empezarás a tomar acción? Empezar por pasos pequeños y acciones diarias es la clave.

¿Seré capaz de completar con éxito todos mis deberes y responsabilidades como esposa, madre, empresaria y sanadora si mi mente, cuerpo y alma estuvieran constantemente vacíos? Claro que no.

Y esto también es cierto para ti. Tu tampoco puedes ser tu mejor versión al menos que estés comprometido a una práctica diaria de cuidado personal. No importa si eres un practicante desde hace mucho tiempo o que esta sea una idea totalmente nueva para ti, aquí te presentamos los ocho hábitos que debes adquirir si quieres ser el mejor en lo que sea que decidas hacer.

1.- Sé consciente

Esta es la base, sin esto nada más funciona. Sé consciente en cada situación, en tus relaciones, crisis, errores, fallas, victorias, deberes y alegrías, haz que la consciencia sea tu guía principal.

Mantente despierto, atento y receptivo a los mensajes que recibes de tu alrededor, tanto interno y externo. Presta atención y hazte presente en cada minuto de tu vida. La gente exitosa practica el ser consciente, es así como se mantienen dentro del flujo creativo.

2.- Haz planes que te hagan feliz

Sé cómo es un plan de negocios tradicional. He dominado la contabilidad y las hojas de cálculo, pero esas cosas no son las que me traen el verdadero éxito. El secreto al éxito está en el amor, la alegría, libertad, tranquilidad y abundancia. Si tu plan de negocios no funcionó, es hora de rediseñarlo y enfocarte en lo anterior como tus objetivos principales.

3.- Haz prioridad tu salud física

 Si ignoras esto, te arrepentirás. Un cuerpo saludable es un requisito para el éxito. Pon esto al principio de tu lista de cosas por hacer hasta que te sientas saludable, con energía e inspirado en tu día a día. Las personas que están en la cima de su campo de conocimiento, se cuidan a sí mismas.

4.- Alinéate a tus deseos

O por ende sufre las consecuencias. ¿Quieres algo? ¿Tienes deseos desatendidos? ¿Piensas trabajar en ellos hasta que tus hijos vayan a la universidad o que tu marido se retire? Mientras tanto, ese deseo te generará un dolor interno que sofocará tu corazón y tu alma. Las consecuencias de no alinear tus acciones diarias con las cosas que realmente deseas pueden manifestarse como algo que va desde remordimiento hasta dolor en el pecho. Tus sueños importan.

5.- Atrévete a hacer las cosas, aunque te dé miedo

Amas escribir artículos que inspiren sobre como sanar, alegría y el verdadero significado de la vida, pero te da miedo lo que otros puedan pensar. ¿Te da miedo no ser lo suficientemente bueno o que nadie vaya a leer lo que has escrito? ¡Hazlo de todas formas!

Si no dominas el miedo, este te paralizará y los resultados de no alinear tus acciones diarias con tus verdaderos deseos, son los mismos que las consecuencias de no actuar por miedo.

6.- Haz que el autodescubrimiento sea tu hobby

 El auto-descubrirse es un camino para los valientes y para los exitosos. El trabajo difícil (a veces incluso aparentemente imposible) es el de no permitirte conocer las áreas de oportunidad que te impiden ser mejor persona, es imprescindible si esperas jugar en las grandes ligas. No será fácil. Pero las recompensas serán mejores.

7.- Sostén tu autoestima fuerte y comparte tus logros

 Parte del proceso es redescubrir tu autoestima. De hecho, es una de las partes más grandes. Sin él, la confianza, la libertad, la facilidad y la creatividad que necesitas para tener éxito siempre se sentirán fuera de tu alcance.

Tu autopercepción impregna todo lo que haces y creas. Si quieres ser un tipo rudo, tienes que creer que eres capaz de hacer cosas malas.

8.- Despierta y haz todo lo anterior de nuevo

Este podría ser el paso más importante: La perseverancia. El hecho de que me sienta digno, valiente e inspirado no significa que no existan dudas constantes y el miedo a la indignidad. Simplemente significa que he aprendido a maniobrar esos sentimientos y a actuar a pesar de ellos.

Significa que tu propósito está en una lucha contra el miedo todo el tiempo. Si te sientes impulsado a lograr algo, ¡Sigue adelante!, a pesar del miedo. Haz lo que sabes que debes hacer, todos los días, pase lo que pase. Esa es la única forma en que llegarás al éxito.

 

 

Este artículo fue publicado en Abril del 2016 por Laura Probert en la página: mindbodygreen.

 

Acerca de Elena

http://www.chavarinvelazco.com/nosotros/

Dejar un comentario

Tu correo no será publicado, los campos marcados con son requeridos