Tijuana, jalando reflectores

 

Tijuana es la conjunción de fuerzas de muy distintos orígenes pero con un destino común. Después de ser vista como la “niña mala” de la película y de pasar momentos de cruel recuerdo, Tijuana se ha recompuesto para erigirse como una ciudad modelo a nivel nacional. Si no lo crees, has un esfuerzo por creerlo, a todos nos conviene.

Es combate a la inseguridad, vemos que otras ciudades de México y del mundo invitan a funcionarios y ex funcionarios de la región para preguntarles como lograron ganar la batalla a la inseguridad, como se logro bajar el número de delitos graves. Nuestro procurador Rommel Moreno Manjarrez fue recientemente a Harvard a exponer sus métodos. El ex secretario de Seguridad Pública Municipal, Julián Leyzaola, fue convocado en ciudad Juárez , Chihuahua, para ayudar a combatir el crimen en esas tierras.

En el ámbito empresarial nuestra ciudad se ha convertido en un imán de certificaciones de calidad, la mayoría otorgadas  por firmas internacionales. Muchas empresas de Tijuana son consideradas ya ejemplares a nivel nacional, como las multipremiadas Plantronics, DJO Global, Carefusion, Greatbatch o Welch Allyn . estas y muchas otras empresas de origen extranjero cada día destinan más inversiones en nuestra ciudad, amparadas en el excelente papel que los directivos tijuanenses han hecho al conducir estas empresas con eficiencia y calidad de clase mundial. De hecho, hay muchos corporativos en Estados Unidos que se han llevado a tijuanenses a puestos clave, a nivel corporativo.

En la reunión que cada mes realiza la Asociación de Recursos Humanos de la Industria en Tijuana (Arhitac), somos testigos de los avances en el diseño de procesos de calidad que se han logrado en las plantas de producción de Tijuana. Con orgullo vemos que nuestra ciudad se ha convertido en un destino de inversiones del mundo, no por casualidad, sino por la destreza de nuestros ingenieros que ante la adversidad de la recesión económica mundial han desarrollado mecanismos de producción que eliminan el error, evitan accidentes de trabajo, disminuyen la merma y optimizan el gasto.

Mas allá de los premios que estas  y otras empresas reciben, vale la pena destacar la impresionante fuerza de los conglomerados formados por las asociaciones empresariales, capaces de formar movimientos ciudadanos como T8ijuana Innovadora, ejemplar esfuerzo ya exportado a otras ciudades mexicanas.

En el terreno de la salud y el Turismo Medico vale la pena destacar la infinidad de inversiones que día con día llegan a nuestra ciudad en esta área. Nuevos hospitales, clínicas, laboratorios médicos.  Hoy muchos norteamericanos piensan en Tijuana, ya no como un riesgo de muerte sino como una esperanza de mejor vida.

Tijuana atrae las miradas del mundo también en el mundo del Arte y la cultura. No es casualidad que la ex directora del Cecut se hoy la directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) y que nuestros multiples festivales e arte y cultura sean ya de reconocimiento nacional e internacional. Destacan el Festival hispanoamenricano de Guitarra, dirigido por el prestigiado Roberto Limón; la Orquesta de Baja California (OBC) y el Centro de Artes Musicales (CAM), comandados por Eduardo García Barrios; Entijuanarte, promovido por Julio Rodríguez; Reacciona Tijuana, dirigido por Gabriela Posada del Real; la Opera en la Calle, de Tere Rique, entre muchísimos otros.

Nuestra gente lee y se cultiva mas. Nuestros dirigentes proponen medios alternativos prestando libros a quien espera en la línea internacional o exhibiendo esculturas itinerantes, o prestando la ciudad grupos de artistas que hacen performances en la vía pública. Hoy no tenemos que buscar al arte, el arte nos busca a nosotros. Encuentro necesario.

Nuestra ciudad lucha hoy por retomar los flujos de turistas que antes tenía. Nuestros hoteleros unidos para defender la imagen de  nuestra región, organizados, bien informados, son otro baluarte de la vida económica de Baja California. Jean Loup Bitterling ha asumido por meritos propios y ha hecho un extraordinario papel  como vocero de nuestros atractivos turísticos en California. Peleando a veces con el enemigo en casa.

La Gastronomía y la Enología son otras dos áreas en las que Tijuana  y Baja California han evolucionado de forma sorprendente pero organizada. Se crean en nuestra región nuevos vinos, nuevas tendencias gastronómicas, nuevos restaurantes. Se abren carreras universitarias en estos campos y de esa forma muchos jóvenes mexicanos ven en Tijuana y Ensenada el mejor escenario para educarse en estas disciplinas. Tijuana es, si deseamos creerlo, una ciudad que ya cambio.

El autor es Mercadologo y director de Chavarin Velazco Consultores.

 

Acerca de Elena

http://www.chavarinvelazco.com/nosotros/

Dejar un comentario

Tu correo no será publicado, los campos marcados con son requeridos